INTOXICACIÓN POR MERCURIO

En la actualidad el ser humano se desenvuelve en un mundo muy diverso, donde la globalización, la tecnología, las circunstancias económicas, entre otros factores; empujan al individuo y a la sociedad a llevar ritmos de vida cada vez más exigentes, donde rara vez queda tiempo siquiera para tomar un respiro. En este contexto social, estamos expuestos a diversos factores de riesgos medioambientales, que afectan directamente la calidad de vida, los cuales comúnmente pasan desapercibidos, bien sea por ignorancia o descuido, pero que de igual manera conllevan consecuencias relevantes.

Del caso específico que es objeto de análisis en esta oportunidad, la intoxicación por mercurio, cabe destacar que es una amenaza que puede estar presente en diferentes ámbitos de la cotidianidad de cualquier ser humano, desde su lugar de trabajo, en el hogar, hasta en los alimentos que ingiere.

Por ejemplo, el mercurio es ampliamente utilizado en la aplicación de ciertos tratamientos odontológicos, dado su bajo costo y su eficiencia en la reparación de piezas dentales; quedando expuestos a este tóxico metal tanto el profesional que aplica el procedimiento como el paciente; de igual forma en el hogar hay que tener precaución con el destino que se le da a las bombillas y pilas usadas, al momento de desecharlas, ya que por su contenido si no son manipuladas adecuadamente puede conllevar a situaciones de riesgo de intoxicación por mercurio lo cual es realmente serio, incluso pudiera resultar letal si no se detecta y atiende oportunamente.

SALVEMOS NUESTRO PLANETA

Cuidar y salvar el planeta Tierra es tarea de todos ya que representa la mejor herencia que podemos dejar a las generaciones porvenir. Una simple pila que no sirve, tiene la capacidad de causar contaminación por mercurio a la cantidad de agua que cabe en una piscina olímpica, por tal razón cuando las pilas y baterías de celulares ya hayan cumplido su vida útil, no deben ser incorporadas a las bolsas de residuos domiciliarios, evitando así que estas toquen el suelo, por su contenido tóxico, especialmente de mercurio, que al transcurrir el tiempo terminarán contaminando las aguas subterráneas y el suelo, y con ello se introducirán en la cadena alimentaria de la que se nutre el ser humano y los animales, conllevando a la indeseable intoxicación por mercurio.

CUIDEMOS LOS MARES

La fauna marina es muy abundante y diversa, el mar alberga vida en su interior y es fuente de sustento para millones de personas; por lo cual merece ser respetado y cuidado por el bien de la propia humanidad. Los desechos de la minería y residuos industriales han dejado un legado de contaminación por mercurio, que ha afectado reservorios de agua dulce y marina acumulándose en las especies que habitan en estos ambientes (bioacumulación), este proceso da como resultado que las especies más grandes y predadoras, que coronan la cadena alimenticia, como el pez espada sean las más afectadas, ya que adquieren toda la contaminación por mercurio acumulada en las especies más pequeñas que ingieren, por lo cual a menudo en estos peces se pueden encontrar altas concentraciones de metilmercurio, compuesto altamente tóxico que luego puede llegar a la mesa de cualquier persona, pudiendo está presentar un caso de intoxicación por mercurio, consecuencia de una cadena de sucesos que el mismo ser humano desencadena y que pueden traer consecuencias fatales.

La pesca del pez espada constituye un deporte popular, por lo cual es muy común que esta especie entre en contacto con el ser humano y forme parte de la dieta habitual de importante número de personas, con todo y el potencial riesgo de contaminación por mercurio del cual pueden ser portadores estos peces.

ENFERMEDADES RELACIONADAS CON INTOXICACIÓN POR MERCURIO

  • Acrodinia: alteración del sistema nervioso, presión arterial alta, taquicardia.
  • Síndrome de Hunter-Russell: parestesias, limitación del campo visual, ataxia, problemas auditivos, deterioro del habla.
  • Enfermedad de Minamata: síndrome neurológico grave, puede causar parálisis y muerte.

PARA TOMAR EN CUENTA

El uso industrial del mercurio, ha ocasionado tragedias como la ocurrida en la Bahía de Minamata, Japón en 1953, en la cual los pescadores y las familias que vivían a orillas de la bahía, sufrieron los estragos de una enfermedad neurológica, conocida luego como mercurialismo.

Recordemos que la intoxicación por mercurio es una problemática mundial que todos tenemos que tener en cuenta si tenemos la intención de hacer lo mínimo por el planeta. No dejes de tener conciencia medioambiental y por supuesto, no dejes de compartir en tu red social favorita esta vital información.

Envía una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR